Hosni Mubarak

Biografia OpusVida por magui

Muḥammad Ḥusnī Sayyid Mubārak conocido comúnmente como Hosni Mubarak, es un político y militar que ocupó el cargo de presidente de la República Árabe de Egipto. (Kafr-El Meselha, 4 de mayo de 1928).

Sucedió al presidente interino Sufi Abu Taleb el 14 de octubre de 1981, tras el asesinato del anterior titular, Anwar el-Sadat el 6 de octubre del mismo año. Tras gobernar el país por cerca de 30 años, Mubarak renunció a su cargo el 11 de febrero de 2011 tras una serie de protestas multitudinarias.

Contenido:

  1. Vida personal
  2. Trayectoria política
  3. El pueblo Egipcio se revela después de 30 años
  4. Galería de fotos de Hosni Mubarak
  5. Los militares hablan
  6. Video
  7. Euforia en las calles
  8. El último intento

Vida personal

Nacido el 4 de mayo de 1928 en Kafr El- Moseilha de la provincia de Minufiya, Muhammad Hosni Sayyid Mubarak realizó sus estudios en la academia de la Fuerza Aérea Egipcia para posteriormente graduarse en 1949  obteniendo el título en Ciencias Militares a los 20 años de edad. En1950 ingresó en la academia de la Fuerza Aérea Egipcia, recibiendo instrucción también en Frunze, la actual Biskek, capital de Kirguistán, entonces república de la URSS, obteniendo el título de piloto de combate. Ascendió rápidamente y en 1964 fue nombrado representante de la delegación militar egipcia en la URSS.

En 1967 se convierte en Jefe de la Fuerza Aérea Egipcia, siendo responsable de algunos de los combates que se suceden en el permanente conflicto con Israel. En 1973 participa activamente en los preparativos y desarrollo de la Guerra del Yom Kippur, junto a Siria.

Trayectoria política

En 1975 es designado vicepresidente de la República por Anwar el-Sadat. Tras el asesinato de éste a manos de islamistas radicales, accede a la presidencia del país y del Partido Nacional Democrático, habiendo sido reelegido en 1987, 1993, 1999 y 2005.

Continuó la política de su antecesor, tratando de mantener un equilibrio entre la posición árabe tradicional y las buenas relaciones con Israel y losEstados Unidos. Al mantener los empeños en buscar soluciones pacíficas al conflicto árabe-israelí y a la situación del pueblo palestino, se granjeó pronto una situación de privilegio en política internacional. Contrario a los intentos expansionistas de Irak, se unió con tropas a la coalición formada en laGuerra del Golfo en 1991 para la expulsión de las tropas iraquíes de Kuwait,5 aunque más tarde se mostró contrario a la Guerra de Irak. En política interna, su carisma se apagó parcialmente por los escándalos de corrupción de su familia y la crisis económica de la década de los noventa.

Tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos y gracias a la presión internacional, inició tímidas reformas de democratización del país, que culminaron en 2005 con la posibilidad de que otros candidatos se presentasen a las elecciones presidenciales.

En las elecciones del 28 de noviembre de 2010, Hosni Mubarak volvió a arrasar en la primera vuelta electoral dejando fuera a los Hermanos Musulmanes, principal grupo de oposición islamista. Sin embargo, parece evidente que hubo numerosas irregularidades en la votación.

La fortuna de Hosni Mubarak se estima en 70.000 millones de dólares. En el Egipto de Mubarak, el 40% de sus 80 millones de habitantes viven con dos dólares o menos al día.

El pueblo Egipcio se revela después de 30 años

En el 2011 el pueblo egipcio consigue derrocar a su presidente, Hosni Mubarak, después de tres largas semanas de protestas en las calles. El viernes 11 de febrero de 2011, el líder egipcio se rendía a la presión y decidía renunciar a su puesto y entregar el poder a las Fuerzas Armadas.

Mubarak no volvió a comparecer ante su pueblo para despedirse tras casi 30 años en el poder. Su vicepresidente, Omar Suleiman, fue sido el encargado de leer ante las cámaras de la televisión las frases decisivas del anuncio de la dimisión:

“El presidente Mubarak ha decidido que dejará el cargo y ha pedido al alto Consejo de las Fuerzas Armadas que asuma las gestiones del país. Que Alá nos ayude”, dijo  Suleiman en un momento histórico para Egipto.

El vicepresidente añadió que la decisión fue adoptada “por las difíciles circunstancias que atravesó el país”.

Ha sido el punto álgido para un drama seguido en todo el mundo durante las últimas semanas. La voluntad inquebrantable de los manifestantes egipcios ha terminado por defenestrar al líder egipcio, de 82 años.

Las reacciones no se hicieron esperar. El opositor egipcio Mohamed El Baradei declaro que el día de la renuncia de Mubarak fue el “mejor día” de su vida. Y el movimiento Hermanos Musulmanes lo mencionó como “el triunfo pacífico del pueblo”.

Tras estos hechos, el ministro de Defensa, Mohamed Hussein Tantawi -un histórico del régimen- fue nombrado de manera temporal jefe del Consejo Superior Militar que ha tomado el poder tras la dimisión de Mubarak.

Galería de fotos de Hosni Mubarak


Los militares hablan

Dos horas después de la renuncia de Mubarak, los militares aseguraron en una comparecencia televisiva que “no hay alternativa a la legitimidad del pueblo”. El Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas  declararon que pronto anunciarán “los pasos y las medidas que se van a aplicar” para la fase de transición tras la renuncia y el traspaso del poder a los militares.

En un comunicado, las fuerzas armadas  alabaron a Mubarak por renunciar ” en  favor de los intereses de la nación” y  rindieron “homenaje a todos los mártires que sacrificaron su vida” en las protestas.

La nota, leída en la televisión pública egipcia por el portavoz militar, Ismail Etman, dijo que las Fuerzas Armadas eran conscientes del “momento histórico” que vive Egipto a partir de la renuncia presidencial de Mubarak.

“Todos somos conscientes de la gravedad de este anuncio ante las demandas de nuestra gran nación, para generar cambios radicales”, agregó. Los militares examinaron la situación  “para lograr las aspiraciones” del pueblo egipcio.

Por su parte, el Consejo Federal suizo decidió bloquear con efecto inmediato los posibles fondos que el presidente egipcio y su familia tengan en bancos suizos. Esta decisión tuvo el objetivo de evitar “cualquier riesgo de que sean desviados bienes que pertenecen al pueblo egipcio”.

 

Euforia en las calles

La céntrica plaza Tahrir en El Cairo, convertida desde el comienzo en el epicentro de las protestas,  estallo de alegría tras el anuncio de la renuncia. La gente se abrazaba con lágrimas en los ojos.

“No puedo creerlo, el pueblo egipcio se ha sacado el yugo”, gritaba una activista en la plaza. En otras partes de la capital se oían disparos al aire en señal de júbilo y los automóviles tocaban el bocina en las calles para celebrar.

El pulso con el gobierno había durado 18 días. Dieciocho jornadas que escribieron la historia en todo el Cercano Oriente. Un líder autoritario de la vieja escuela se encontró frente a una población que exigió sin descanso sus derechos.

Mubarak no supo reconocer en las últimas semanas de su gobierno las señales de cambio. El movimiento juvenil que reclamaba libertad, democracia y derechos humanos resulto ser inmune a las maniobras y métodos de los servicios secretos, aprendidos en tiempos soviéticos.

“¿Cómo lo han hecho? ¿Quién está detrás de ustedes?”, le preguntaron los agentes al activista Wael Ghonim, directivo de la multinacional Google y convertido en uno de los héroes del movimiento opositor. Las nuevas genereraciones se fueron movilizando con éxito contra el régimen. E impulsados por las campañas en redes sociales como Twitter y Facebook, los egipcios parecieron despertarse de una apatía asentada durante décadas.

Muchos se vieron de repente  afectados por la falta de libertades y de democracia, y sobre todo por las fuertes diferencias sociales. Y cada vez más personas se fueron uniendo en las últimas semanas al movimiento de protestas con huelgas y marchas en todo el país.

El último intento

Mubarak   intentó aferrarse al poder por última vez  la noche del 10 de febrero. En un discurso televisivo, el ya ex mandatario anunció que seguiría en el cargo hasta las elecciones anunciadas para septiembre.

Esta declaración fue como la gota que desbordó el vaso. Millones de personas volvieron a salir a las calles y plazas del país para repetir el mensaje a su presidente: es hora de hacer las valijas.

Mubarak   desapareció rumbo a su residencia vacacional a orillas del Mar Rojo, en Sharm el Sheij. La revolución pacífica de los egipcios ya era imparable.

Fuente: www.wikipedia.com //www.elmundo.es //

Paco de Lucia

Francisco Sánchez Gómez, de nombre artístico Paco de Lucía, (Algeciras (Cádiz), 21 de diciembre de 1947, Cancún (México), 26 de […]

Lermo Balbi

Lermo Balbi, fue un poeta, escritor y dramaturgo nacido en Rafaela, provincia de Santa Fe, donde también falleció. Bachiller, fue […]

Francisco Paco Urondo

Francisco Paco Urondo fue un poeta, periodista, académico y militante político.Dio su vida luchando por el ideal de una sociedad […]

Los Muppets

Los Muppets son un grupo de marionetas creados por Jim Henson en 1964. Este peculiar grupo de personajes fue protagonista […]